6 dic. 2011

Personalidad INTJ, ¿acaso me describe?


Pues en esos momentos en los que sé que tengo que trabajar en mi tesis, mas no lo hago por puro desinterés, decidí volver a tomar uno de esos test de personalidad en internet —sí, aquellos que son tan confiables— para pasar el tiempo.  

Tenía ya un buen par de años desde que lo tome la última vez, si mal no recuerdo el resultado no cambio, y ahora pareciera encontrarme más cerca de ese arquetipo que en otras ocasiones, ahora que creo ‘conocerme’ un tanto más.

Como pocas veces en mis entradas del blog, si tiene tiempo de leerlo completo, quisiera que me comentaran aquí, en FB o por Twitter si Uds. creen, toda vez consideren que me conocen lo suficiente, que este fragmento me describe en cierto grado.

A continuación les traduzco una descripción acerca de esta particular tipología <http://typelogic.com/intj.html>:


Para terceros, INTJs (N. del T.: Introverted iNtuitive Thinking Judging; introvertidos, intuitivos, racionales calificadores/juzgadores) parecen que proyectan un aura de “definitud” o confianza en sí mismos.  Esta confianza, a veces confundida por simple arrogancia por los menos decididos, es en realidad de una naturaleza muy específica, no general; su origen está en el sistema de conocimientos especializados que la mayoría de INTJs empiezan a construir desde una temprana edad.  Cuando se trata de sus áreas de especialidad —y los INTJs poseen varias— ellos son capaces de decirte, de forma casi inmediata, si pueden o no ayudarte, y si pueden hacerlo, como.  INTJs saben lo que saben, pero probablemente más importante, saben lo que NO saben.

INTJs son perfeccionistas, con una aparentemente interminable capacidad de mejorar sobre cualquier cosa que tome sus intereses.  Lo que los previene de sofocarse de forma crónica con esta búsqueda de la perfección es el pragmatismo tan característico del tipo: INTJs aplican (a veces de forma despiadada) el criterio “¿realmente funciona?” a todo, desde sus propios esfuerzos de investigación hasta las normas sociales prevalentes.  Esto, en turno, produce una inusual independencia de mente, liberándolos a los INTJs de las ataduras de autoridad, convenciones o sentimientos por su propio bien.

INTJs son conocidos como los “constructores de sistemas” de todo la tipología, posiblemente en parte porque poseen la inusual combinación de imaginación y confiabilidad.  Sea cual fuere el sistema que el INTJs esté trabajando es el equivalente de una causa moral; tanto el perfeccionismo como el ignorar la autoridad puede aparecer en el juego, pues los INTJs pueden ser despiadados tanto con ellos mismos como con otros en el proyecto.  Cualquiera considerado como un holgazán, incluidos los superiores, va a perder su respeto —y generalmente se le hará ver eso; INTJs también han sido conocidos por tomarse a si la implementación de decisiones criticas sin consultarlo con sus superiores o compañeros.  Por otro lado, tienden a ser escrupulosos y ecuánimes al reconocer las contribuciones individuales de otros en el proyecto, y tiene la habilidad de aprovechar oportunidades que otros pueden ni siquiera notar.

En términos generales, los INTJs “hacen” lo que “conocen”.  Carreras típicas para un INTJs son en los campos científicos o de la ingeniería, pero también pueden ser encontrados en cualquiera que combine el intelecto y la incisividad (ej. Leyes, algunas áreas académicas).  INTJs puede escalar a posiciones de mando siempre y cuando estén dispuestos a mercadear sus habilidades, así como mejorarlas, y (sea por ambición o por deseo de privacidad) muchos encuentran útil el aprender a simular en cierto grado un deseo de conformismo a manera de enmascarar su inherente poca convencionalidad.

Relaciones personales, particularmente las románticas, pueden ser el talón de Aquiles de los INTJs.  Aunque pueden importarles profundamente otros (normalmente, unos pocos), y están dispuestos a invertir una gran cantidad de tiempo y esfuerzo en una relación, el conocimiento y la confianza propia que los hace tan exitosos en otras áreas puede súbitamente abandonarlos o confundirlos en situaciones interpersonales.

Esto sucede, en parte, porque muchos INTJs no tiene una compresión rápida de los rituales sociales; por ejemplo, tienden a tener poca paciencia y menos comprensión para detalles como charlas triviales o coqueteos (que muchas otras tipologías consideran la mitad de la diversión en una relación).  Para complicar más las cosas, INTJs son personas extremadamente privadas, y pueden ser naturalmente imperturbables, lo que los hace fácil de leer o entender de forma equivocada.  Probablemente el mayor problema fundamental, acaso, es que los INTJs realmente desean que las personas tengan sentido.  Esto resulta normalmente en una particular ingenuidad, similar a muchos de los Fs (N.del T.: Feeling; emocionales)  —la diferencia siendo que los últimos esperan una inacabable afección y empatía en una relación romántica, mientras que los INTJ esperan una inacabable lógica y franqueza.

Probablemente la mayor fortaleza para un INTJ en el área interpersonal son sus habilidades intuitivas y su disponibilidad de “trabajar” en una relación.  Aunque como Ts (N.del T.: Thinking; pensadores o racionales) no siempre tienen la empatía natural que muchos Fs tienen, la función Intuitiva puede funcionar como un buen sustituto al sintetizar los posibles significativos detrás de un cambio en el tono de voz, una frase o una expresión facial.  Esta habilidad puede ser afinada y dirigida por consistentes y repetidos esfuerzo para comprender y apoyar a aquellos que quieren, y esas relaciones que al final se establecen con un INTJ tienden a ser caracterizadas por ser robustas, estables y de buena comunicación.
Categories: , ,

1 comentarios:

Publicar un comentario